¿Es mejor aprender con un profesor de inglés nativo? Solemos creer que la respuesta a esta pregunta está muy clara, pero los no nativos también pueden ser una gran opción en muchos casos. Ya hemos comentado en este blog las ventajas de los native English teachers, pero hoy queremos comparar ambas opciones para que veas que los no nativos también tienen cosas que aportar.

Guía descargable: Aprende a afrontar un proceso de selección en inglés

 

Ventajas de los profesores nativos

  • Los profesores nativos no tienen que estar pendientes de la gramática, así que usan el inglés de una manera más lúdica y desenfadada. El resultado es que es más fácil que sus clases resulten relajadas y divertidas para los alumnos, aunque no siempre tiene por qué ser así.
  • Los nativos tienen más vocabulario y dominan más expresiones, sobre todo coloquiales. Además, tienen un lenguaje más actual, ya que están continuamente en contacto con el idioma.
  • Con un profesor nativo puedes aprender a hablar imitando el acento y la pronunciación de cada país donde se habla inglés. Por eso, es genial si a lo largo de tu aprendizaje puedes contar con profesores de diferentes países: ingleses, australianos, estadounidenses, canadienses... y fijarte en las diferencias.
  • Por último, un profesor nativo puede enseñarte las costumbres de su país, no solo el idioma. Las lenguas están muy vinculadas a la cultura de los países donde se hablan, así que disponer de un nativo que pueda explicártela enriquecerá tu experiencia.

Ventajas de los profesores no nativos

  • Aunque los nativos hablan inglés de manera más natural, lo cierto es que a la hora de crear buen ambiente en clase la personalidad del profesor y los métodos son más importantes que si es nativo o no. Así que también puedes disfrutar de una gran learning experience con un profesor no nativo.
  • Los profesores no nativos suelen empatizar mejor con sus alumnos... ¡porque ellos también han tenido que aprender inglés! Por eso, pueden entender mejor dificultades comunes de los alumnos como los false friends, o explicarles trucos útiles que les sirvieron para aprender en su día.
  • Los no nativos pueden servir de motivación e inspiración para los alumnos. Un no nativo que habla inglés con un nivel muy alto es un "modelo" al que los alumnos pueden aspirar. En cambio, compararse con un nativo no tiene el mismo efecto, porque llegar a su nivel es imposible.
  • El profesor no nativo conoce la lengua materna del estudiante. Aunque lo mejor es que las clases sean 100 % en inglés, esta habilidad puede ser útil a la hora de explicar parecidos y diferencias entre ambos idiomas para que los alumnos puedan entenderlos mejor. Y en momentos puntuales, poder recurrir a la traducción de una palabra o frase concretas ahorra tiempo y evita malentendidos.

Como ves, la conclusión es que ambos tienen sus puntos fuertes, por lo que lo ideal es aprender con una mezcla de profesores nativos y no nativos y así quedarte con lo mejor de ambos mundos. Y recuerda: lo más importante es encontrar un método de enseñanza que se adapte a ti para que puedas disfrutar aprendiendo. Happy learning!

 

Post relacionados:

 

New Call-to-action

Añadir nuevo comentario