Los verbos frasales son uno de los aspectos del inglés que más "miedo" dan a los estudiantes... pero en realidad, usarlos es mucho más fácil de lo que piensas. Hoy vamos a dar un repaso a las normas de uso de los verbos frasales y ver algunos ejemplos de cada tipo.

Descargable: Ejercicios de inglés - Los errores más comunes

 

Antes de empezar... ¿qué son exactamente los verbos frasales?

Los verbos frasales o phrasal verbs son verbos seguidos de una preposición o de un adverbio que cambia su significado. Por ejemplo, no es lo mismo give (dar) que give up (abandonar, rendirse). Aunque algunos de ellos son bastante transparentes (por ejemplo, sit down), lo normal es que tengamos que aprendernos ese significado nuevo.

Los verbos frasales se usan constantemente tanto en inglés escrito como hablado, y son muy importantes si quieres entender a los nativos y sonar "natural" a la hora de expresarte. Algunos de ellos son más apropiados para contextos formales, mientras que otros campan a sus anchas en el lenguaje coloquial. Y además, como los idiomas no dejan de evolucionar, constantemente surgen nuevos phrasal verbs.

 

Los tres tipos de verbos frasales y su uso

Para aprender a usar correctamente los verbos frasales, solo necesitas tener en cuenta que existen tres tipos diferentes y sus normas de uso.

Para distinguir los verbos frasales entre sí, primero toca dar un repaso rápido a la gramática del colegio: ¿sabes cuál es la diferencia entre un verbo transitivo y uno intransitivo?

  • Los verbos transitivos son aquellos que necesitan un objeto directo para completar su significado. Sin el objeto directo, están incompletos y la frase no tendría sentido. Algunos ejemplos (el objeto directo está subrayado):
    • Sarah always eats apples for breakfast.
    • Jack built a house with his own hands.
    • Could you bring some beers to the party?
  • Por el contrario, los verbos intransitivos son los que tienen significado completo por sí mismos y por lo tanto no necesitan completarse para que la frase tenga sentido. Por ejemplo:
    • She is standing on one foot.
    • The kids are sleeping.

Una vez que tenemos esto claro, vamos a ver qué pasa con los diferentes tipos de verbos frasales:

  1. Verbos frasales intransitivos. Aquí no necesitamos ningún objeto directo, por lo que la preposición y el verbo van juntos. Algunos ejemplos:
    1. My friend and I were angry, but we made up the next day.
    2. Calm down, please! I can't hear a thing.
  2. Verbos frasales transitivos inseparables. En este caso, el verbo y la preposición van juntos y el objeto directo debe ir después. Por ejemplo:
    1. Sam is feeling unwell today, so I'm looking after him.
    2. I'm looking forward to working with you.
  3. Verbos frasales transitivos separables. Por último, tenemos los verbos frasales en los que el objeto directo va entre el verbo y la preposición:
    1. Her hard work sets her apart from her peers.
    2. Don't let me down.

Un último detalle: algunos verbos frasales admiten ambos usos (transitivo e intransitivo) o bien pueden usarse tanto de manera separable como inseparable.

Y por supuesto, la mejor manera de aprender a usarlos es hacer ejercicios y verlos en contexto. Practice, practice, practice!

 

Post relacionados:

 

New Call-to-action

 

Social Media: 

Añadir nuevo comentario